domingo, 21 de septiembre de 2008

Dar la talla, estar a la altura

Políticos, politicuchos y otras formas de ganarse la vida

Siempre he mantenido que nuestra clase política, en general, es de peor nivel que los ciudadanos a los que representa. Pero es que somos los ciudadanos los que los votamos y los elegimos, así que es nuestra propia responsabilidad el haber elegido a políticos en muchos de los casos mediocres. 

Y es que muchos de nuestros políticos, tanto locales como regionales o nacionales (uy, no me hago a la idea de que esta palabra ya está proscrita), no dan la talla. No están a la altura de dirigir los designios de los ciudadanos, no ya solo por el escaso nivel formativo de muchos, sino porque no saben ni suplir este déficit con saber hacer, eficiencia, buena gestión, atención al ciudadano, solución a los problemas y necesidades reales, y sobre todo, el evitar crearnos nuevos inconvenientes. ¿Es demasiado pedir eficacia, diligencia y elegancia?

Pero es que somos nosotros los que hemos elegido a esos políticos que no dan la talla. Los que les hemos dado su puesto. Y los que los volvemos a reelegir. Sobrevivimos a pesar de ellos. Pero también hay algunos que hasta hacen cosas buenas por el ciudadano. E incluso rinden y son buenos gestores. Y no meten la mano en la caja. Y trabajan por la gente, no por ellos mismos.

Hace falta una regeneración de la clase política. Por ambos lados. Pero para ello también hace falta una sociedad civil fuerte y madura. Que seguimos sin tener. Unos sindicatos, una patronal y un movimiento asociativo en general que no sólo vivan de la subvención y del vasallaje al gobierno de turno. Hay que estar vigilantes con el poder, criticando los fallos y alabando, cuando sea necesario, los aciertos. Y reivindicando sobre las necesidades y problemáticas del ciudadano.


Murcia no queda al margen de esta realidad. Y también lo podenos ver a ambos lados de la política. Me ha gustado bastante un artículo de La Verdad de esta semana sobre nuestro Delegado del Gobierno. Y es que SuperGonzález está hasta en la sopa. Pero está cumpliendo su papel con nota. No como el anterior Delegado del Gobierno, Ángel González, del que lo mejor que recuerdo es que se fuera de su despacho. Nunca había visto cabrearse tan rápido y tan facilmente a un político de tan alta responsabilidad. Ya contaré alguna vez como fue mi visita a ese despacho, en una recepción a representantes ciudadanos de Aljucer, mi pedanía.

Pero los de González Adalid no se quedan atrás. Tienen gente con potencial, con ganas, con ilusión y preparados para ejercer cargos de responsabilidad. Pero también mantienen en diversos puestos a gente que, al igual que Ángel González, lo mejor que pueden hacer en su carrera política es dejarla. Y es que muchos no dan la talla. El puesto se les queda grande, no llegan. Es lo que pasa cuando en unas elecciones, porque tu partido saque mas votos de los que espera, pases de ser "la chacha", a tener más responsabilidad de la que nunca te habrías imaginado, y además estar saliendo día sí y otro también en los periódicos, a pesar de estar haciendo una gestión más que mediocre.
 
Pero hay futuro en Murcia. María me gusta. A pesar de que parte de su gente quiera pedir mi cese como Vicepresidente 1º del Consejo Regional de Juventud. Y a pesar de todas las diferencias ideológicas que pueda haber entre nosotros. María, ¿quién no conoce a María? Para los que todavía no caigan, se apellida González Veracruz, es Secretaria General de Juventudes Socialistas, y también hija de SuperGonzález. Las malas lenguas decían que su nombramiento (¿cual de ellos?) había sido un dedazo de Papá. Pero otros han llegado a afirmar que ella es la que ha puesto a su padre en la Delegación. ZP la sorprendió incluyendola en la ejecutiva federal del PSOE. Ahora sólo queda saber cuánto durara Pedro muevolosbotellineseneldebate Saura. Porque yo la veía de Candidata a Presidenta Regional en el 2015. Pero parece que su padre también quiere entrar en la carrera, y no esperar al próximo batacazo (léase artículo antes enlazado).

Mientras tanto, seguiremos sin oposición real, y viendo como a pesar de sus batacazos a nivel nacional, en Murcia los populares siguen batiendo records. No hay quinto malo, ¿no?
Siempre nos quedará Bulgaria. Perdón, Valencia.

5 comentarios:

alfonso dijo...

torpedo, las cosas de los despachos tienen que quedar en los despachos

supersalvajuan dijo...

Talla o taya? Maestro, enséñame.

rakel dijo...

La talla se mide en centímetros.
He aprobado maestro?
Taya es un nombre de origen japonés que significa valle de campo,ea!

ovejanegra dijo...

http://buscon.rae.es/draeI/SrvltGUIBusUsual?LEMA=talla&origen=RAE

jaumita dijo...

discrimar al español? en esta sociedad prevaleze la ignorancia por encima de la economia, antes rico que mas culto...

Yo no se italiano pero veo películas en italiano sin demasiada dificultad, me pasa igual con el portugués, a la par con el rumanés auqnue me cuesta un poco más... y el frances tampoco me intimida... Al contrario que a ti amigo, eres incapaz de descifrar un cartel de información de obras en català... solo tengo un nombre para tí y es IGNORANTE POR VOLUNTAD PROPIA

visca catalunya!